chat
garantia

Mantenimiento de Llantas

Dificultad: Fácil
Duración: 5–10 minutos
Con qué frecuencia: Una vez al mes y antes y después de cada viaje largo en carro
Mantener buenas llantas le ayuda a mejorar el combustible por millaje de su carro, mejorar la vida de la llanta y tener un viaje más suave. Es vital que consistentemente inspeccione sus llantas para asegurarse que su vehículo es seguro. Tres aspectos claves son desgaste, inflación y presión. Esta guía le ayudara a monitorear estas condiciones y ayudar a que su vehículo opere de lo mejor.
Materiales que usted necesitará de su garaje o de su tienda NAPA AUTO PARTS* más cercana:
Calibre de la llanta
Medidor de profundidad de las ranuras del neumático
Una moneda pequeña


Inspeccionar el desgastamiento de las llantas

Revise sus llantas por desgaste una vez al mes, así como antes y después de viajes largos. Hay muchos factores que contribuyen al desgaste de las llantas. Las huellas de sus llantas ayudan a determinar si sus llantas necesitan ser ajustadas o si hay que cambiarlas. Las llantas son la única parte de su carro que tiene contacto con el suelo, así que el mantenimiento adecuado es clave para conducir de una manera segura.


Paso 1

Localice las ranuras en el centro de la llanta. Coloque la varilla metálica del medidor de profundidad en la ranura y presione la cubierta hasta que toque la llanta. Fíjese en la medida indicada. Si dice 2/32 o menos, usted debe cambiar la llanta.

Paso 2

Continúe midiendo las ranuras de las llantas, midiendo cuatro puntos distintos en cada llanta. Compare los resultados para asegurarse que las llantas están desgastándose uniformemente. Si este no es el caso, esto puede ser un indicio de que hay un problema con sus llantas o con el sistema de suspensión.

Paso 3

Si no tiene un medidor de profundidad de las ranuras, puede utilizar una moneda pequeña o penny. Inserte el penny dentro de la ranura con la cara de Lincoln hacia abajo. Si usted ve la parte de arriba de la cabeza de Lincoln, entonces debe cambiar la llanta.

Paso 4

Revise su llanta por si tiene punciones, unas o si han sido afectadas por condiciones atmosféricas o por cualquier tipo de desgaste debido a las copas o por desgaste disparejo en los bordes que indiquen un problema de balanceo o de alineación. Estas condiciones deben ser diagnosticadas y reparadas por un profesional.

Inspeccionar la inflación y presión de las llantas

Antes de hacer una evaluación de sus llantas, asegúrese de que estén frías. Así los resultados van a ser más precisos, ya que las llantas calientes están más infladas. Las llantas pierden presión automáticamente al pasar el tiempo y por los baches y superficies disparejas por las que pasa al manejar. Cada llanta es diferente, así que es importante revisar el manual de instrucciones para saber cuáles son las llantas recomendadas para su vehículo.

Paso 1

Asegúrese que sus llantas este frías antes de inspeccionarlas. Parquee el carro en una superficie plana para una lectura más precisa.

Paso 2

Quite la tapa de la válvula de su llanta. Presione el calibrador de llantas sobre la válvula para tener una lectura apropiada. Compare los resultados con las recomendaciones de su manual de instrucciones. También hay una etiqueta, en la mayoría de los vehículos, en la ventana cerca a la puerta del conductor que le dice cual es la presión de inflación adecuada. Puede que tenga que presionar fuertemente para asegurarse que tiene el resultado correcto. Si oye que algo de aire se está escapando, el calibrador no está puesto correctamente.


Paso 3

Si usted determina que su carro necesita aire, inserte la bomba de aire en la válvula y llénelo hasta el nivel de presión recomendado. Si le ha puesto más de la cuenta, no se preocupe, puede dejar salir el aire presionando el palillo de metal en el centro de la válvula con su uña o con la punta de un bolígrafo. La mayoría de los calibradores también tienen como ayudarle a sacar el aire.


Paso 4
Una vez que haya ajustado el aire al nivel apropiado, ponga la tapa nuevamente y revise las demás llantas de esta misma manera.

Consejos Importantes:

Revise el desgaste de sus llantas al menos una vez al mes y antes y después de cada viaje largo.
Cuando revise la presión de las llantas, asegúrese que estas estén frías y que su carro esté parqueado en una superficie plana para obtener una lectura más exacta.
Revise el manual de instrucciones de su carro o pregúntele a su mecánico local por recomendaciones sobre la rotación de las llantas.
Nota: Considere inflar sus llantas con Nitrógeno. Este está disponible en muchos sitios de cuidado de autos e incrementa el ahorro de combustible, extiende la vida de sus llantas y ayuda a que su vehículo ande más suavemente. El nitrógeno es un gas inerte con moléculas más grandes que el oxigeno y no se sale a través de las llantas como lo hace el aire con el tiempo. Se mantiene mas frio y no cambia con la temperatura. El aire corriente cambia 1psi por cada 10 grados de cambio en la temperatura, lo que significa que 40 grados de cambio entre la mañana y la tarde causa una diferencia de 4psi solamente durante el día. En muchos carros, esto hace que la luz del sistema de Monitoreo de Presión de la Llanta indique que la presión esta baja.
Si usted tiene nitrógeno en sus llantas, tendrá que llevarlo de vuelta al sitio donde se lo pusieron para adicionarle aire cuando lo necesite, pero esto no ocurre con frecuencia. Las ventajas del nitrógeno incluyen un incremento en millaje de 3-5 % en la mayoría de los casos, un 10-15% de incremento en la vida de las llantas y un manejo mucho más suave! Si hay nitrógeno instalado en sus llantas habrá una tapa VERDE cubriendo la varilla de la válvula de la llanta, esto indica que hay nitrógeno adentro.